Mejora tu circulación con melilotus officinalis

Podemos conocer a melilotus officinalis de algunas otras formas, como trébol de olor amarillo , meliloto amarillo, trébol dulce trébol de olor. Esta planta tiene, a día de hoy, mucho potencial aplicado a la medicina del ser humano. Actualmente se cultiva como planta forrajera y para mejorar suelos pobres, ya que pertenece a la familia de las leguminosas (con gran potencial para fijar nitrógeno atmosférico en simbiosis con microorganismos).

Características de melilotus officinalis 

En esta parte os hacemos a la idea del tamaño y las características de esta planta, a fin de que para los interesados en plantarla y cultivarla, con fines medicinales, puedan conocerla y adaptarla a su espacio de tierra o jardín.

Melilotus officinalis es una planta de tipo pasto o forrajera. No llega a alcanzar una gran altura pero sí que ocupa grandes extensiones de terreno. Como ornamental no tiene apreciación, pues sus flores son pequeñas y amarillas.

Sin embargo, es interesante su uso para mejorar el suelo. Por un lado, es una leguminosa que aporta nitrógeno al suelo cuando interactúa con microorganismos fijadores. Por otro lado, su raíz pivotante mejora la textura del suelo y el equilibrio entre la parte líquida y gaseosa de la tierra. Al respecto de lo primero, hace años que se investigó su potencial como fijador de nitrógeno, y llegó hasta niveles que podían suponer excesivos en cuanto a nitratos (Kingsbury, 1964). Todo depende del crecimiento de la planta, su desarrollo radicular y la forma de cultivo.

Condiciones de su cultivo

Aunque su cultivo tampoco tiene interés cuando lo vemos desde el punto de vista medicinal (pero si forrajero, para alimentación animal), damos algunos consejos de cultivo.

Melilotus officinalis se adapta a terrenos de calidad media (mejor aquellos que son arenosos), con buena disposición de luz (prados y praderas, por ejemplo) y con buen drenaje. Prefiere aquellos suelos con pH básico o alcalinos, y es capaz de soportar niveles altos de salinidad.

En cuanto a la dosis de agua y riego, es capaz de resistir bastante bien la sequía y las condiciones de sequedad en el suelo. También se adapta bastante bien a los periodos de escasez de lluvia, dado que tiene un potente sistema radicular. Esto le permite adaptarse bastante bien a todos los entornos (es nativa de Europa y Asia), llegando incluso a convertirse en planta invasora, dado su rápido crecimiento.

Cultivo y propiedades de melilotus officinalis.
Aspecto floral de melilotus officinalis. Fotografía: AnRo0002

Las propiedades de la cumarina, un compuesto presente en melilotus officinalis 

Un componente de gran importancia presente en el trébol de olor amarillo y que tiene distintas aplicaciones es la cumarina. Es un compuesto químico de tipo orgánico considerado como un metabolito secundario de la planta, y que tiene propiedades anticoagulantes. Claro, esto nos hace pensar en el título de este artículo, donde mencionábamos la mejora de la circulación sanguínea con los preparados de la planta medicinal melilotus officinalis. Aunque de momento, no vamos a adelantar acontecimientos 🙂

Usos médicos de la cumarina

Aparte del potencial anticoagulante de este metabolito, también se han investigado para tratar enfermedades en otros campos de la medicina. Podemos ver los siguientes casos:

  • La actividad de la cumarina y sus derivados tiene potencial antitumoral.
  • Tiene efecto antiarrítmico
  • Antiinflamatorio
  • Antiséptico y analgésico
  • Reduce la tensión arterial
  • Se ha empleado para tratamientos contra el asma (Liu, H., 2011)

Todos estos efectos están contrastados y, de hecho, la cumarina está presente en algunos fármacos que se comercializan para el tratamiento de algunas de estas patologías.

Sin embargo, no todo iba a ser bueno en la viña del Señor. La cumarina, según la dosis, presenta un efecto tóxico para hígado y rñones. Se ha establecido la dosis letal (LD50) en una cantidad de 275 mg/kg

Melilotus officinalis como planta medicinal

Cuando se cultiva con fines medicinales, se suele arrancar la planta entera, dejándola secar en entornos soleados y aireados. De ella se utiliza las ramificaciones florales e incluso algunos tallos tiernos. Nos percataremos en su secado como desprende un aroma intenso y en sabor es picante y amargo.

Básicamente, la importancia de este cultivo como planta medicinal se basa en su composición en cumarina y derivados. Antes se han mencionado las propiedades de ese compuesto, cuando era sintetizado y añadido a medicamentos. En niveles más bajos, tiene los mismos efectos, aunque siempre consideraremos el límite de la dosis que puede llegar a ser tóxica para nosotros.

No hay que asustarse con el tema de toxicidad, pues hasta el agua llega a ser tóxica cuando se ingiere en cantidades importantes. La dosificación es la mejor arma para cualquier hábito de alimentación.

Mercanatura
¡Suscríbete a De Plantas Medicinales y consigue la guía gratis!
¡Comparte en las redes sociales!
3 Comments

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *